Tel: 312 203 72 27

E-mail: alientodelcielo@yahoo.com

PREDICAS MES DE FEBRERO (1 AL 28 DE 2010)

(La segunda parte la encuentra en Marzo 7)  

 

Febrero 28 de 2.010

 

DIOS BUSCA CASA

Más ¿quién será capaz de edificarle casa, siendo que los cielos y los cielos de los cielos no pueden contenerlo? ¿Quién, pues, soy yo, para que le edifique casa, sino tan sólo para quemar incienso delante de él? 

2 Crónicas 2:6

Mas ¿es verdad que Dios habitará con el hombre en la tierra? He aquí, los cielos y los cielos de los cielos no te pueden contener: ¿cuánto menos esta casa que he edificado?

2 Crónicas 6:18

 

INTRODUCCION

Dios en el Antiguo Testamento, nos deja ver la Palabra, que no tenia casa fija, y se hizo de varias, pero en ninguna se quedo, ¿porque?

Hoy Dios busca casa ¿Quién tiene una?

Vamos a dar un paseo por su Palabra, y conoceremos algunas donde El habito, pero no se quedo y al final descubriremos donde habito.

 

En el principio creo Dios los cielos y la tierra y todo era perfecto, hermoso, y en el orden de la voluntad divina Sal. 33:6 Por la palabra de Jehová fueron hechos los cielos,
Y todo el ejército de ellos por el aliento de su boca”
, Jer. 10:12-13 El que hizo la tierra con su poder, el que puso en orden el mundo con su saber, y extendió los cielos con su sabiduría; 13 a su voz se produce muchedumbre de aguas en el cielo, y hace subir las nubes de lo postrero de la tierra; hace los relámpagos con la lluvia, y saca el viento de sus depósitos”.

Su presencia lo llenaba todo, en los cielos (universo) y en la tierra refiriéndonos a nuestro planeta; todo lo hizo perfecto en Gn 1:26 dijo Entonces dijo Dios: Hagamos al hombre a nuestra imagen, conforme a nuestra semejanza; …”. Dijo Dios “hagamos”  verbo “hacer” en plural, la palabra hagamos nos da a entender que no había uno solo obrando en la creación, sino, varios, el Padre, el Hijo y el Espíritu Santo, en unidad perfecta en la creación del hombre, el cual una vez formado del polvo de la tierra, Dios soplo sobre el “aliento de vida”, ósea, espíritu, que sería el espíritu del hombre el cual da vida a el cuerpo humano Gn. 2:7 “Entonces Jehová Dios formó al hombre del polvo de la tierra, y sopló en su nariz aliento de vida, y fue el hombre un ser viviente”. Y fue el hombre un ser viviente y este tuvo comunión perfecta con Dios Gn. 2:15-18 “Tomó, pues, Jehová Dios al hombre, y lo puso en el huerto de Edén, para que lo labrara y lo guardase. 16 Y mandó Jehová Dios al hombre, diciendo: De todo árbol del huerto podrás comer; 17 más del árbol de la ciencia del bien y del mal no comerás; porque el día que de él comieres, ciertamente morirás. 18 Y dijo Jehová Dios: No es bueno que el hombre esté solo; le haré ayuda idónea para él”. 21-22 “Entonces Jehová Dios hizo caer sueño profundo sobre Adán, y mientras éste dormía, tomó una de sus costillas, y cerró la carne en su lugar. 22 Y de la costilla que Jehová Dios tomó del hombre, hizo una mujer, y la trajo al hombre”. 25 “Y estaban ambos desnudos, Adán y su mujer, y no se avergonzaban”. Estos pasajes nos dejan claramente la comunión que había entre Dios y los hombres (La Deidad en comunión con los hombres); en este entonces el Espíritu de Dios no reposaba sobre el hombre, porque este estaba en un estado de perfección, a un no había pecado, su corazón era puro y santo, sin macula, sin tacha y esto nos da a entender que no necesitaba la llenura del Espíritu Santo, porque el Espíritu Santo convence al hombre de pecado, justicia y juicio, lo primero fue el pecado y Adán aun vuelvo y repito no había pecado (Adán en este estado, es tipo del cristiano que vivirá en el cielo), Adán no moriría, no se enfermaría,, etc. Viviría eternamente; pero como peco, le llego la muerte Gn. 3:8 “Y oyeron la voz de Jehová Dios que se paseaba en el huerto, al aire del día; y el hombre y su mujer se escondieron de la presencia de Jehová Dios entre los árboles del huerto”, 13 “Entonces Jehová Dios dijo a la mujer: ¿Qué es lo que has hecho? Y dijo la mujer: La serpiente me engañó, y comí”, 22-24 “Y dijo Jehová Dios: He aquí el hombre es como uno de nosotros, sabiendo el bien y el mal; ahora, pues, que no alargue su mano, y tome también del árbol de la vida, y coma, y viva para siempre. 23 Y lo sacó Jehová del huerto del Edén, para que labrase la tierra de que fue tomado. 24 Echó, pues, fuera al hombre, y puso al oriente del huerto de Edén querubines, y una espada encendida que se revolvía por todos lados, para guardar el camino del árbol de la vida”. Y el hombre perdió toda comunión con Dios por el pecado hecho por este; pero Dios nunca abandono su creación, aunque el hombre hubiera pecado y Dios durante la existencia del hombre en la tierra ha querido restaurar esa comunión perdida y llevarlo a la santidad; Dios hecho al hombre del Edén, de su presencia Gn. 3:23-24 “Y lo sacó Jehová del huerto del Edén, para que labrase la tierra de que fue tomado. 24 Echó, pues, fuera al hombre, y puso al oriente del huerto de Edén querubines, y una espada encendida que se revolvía por todos lados, para guardar el camino del árbol de la vida”. Y ahora le toca al hombre esforzarse para tener comunión con Dios; pero Dios en su grandeza ha tenido misericordia del hombre y lo ayuda, tanto que Jesucristo murió por todos para salvación.

Dentro de la ayuda que Dios ofreció al hombre, encontramos la longevidad (durar cientos de años con vida en la tierra, como Matusalen 969), que tal durar hoy día una persona 500 años, los cuales serian de luchas, dificultades, así fuera cristiana, 500 años luchando contra el pecado, pero Dios conociendo esto (El todo lo sabe) corto le edad de la vida del hombre Gn. 6:3 “Y dijo Jehová: No contenderá mi espíritu con el hombre para siempre, porque ciertamente él es carne; mas serán sus días ciento veinte años”

El tiempo siguió corriendo y los hombres se multiplicaron sobre la faz de la tierra y Dios seguía buscando una casa donde habitar, pero la maldad en la tierra era tanto, que Dios encontró a Enoc y decidió llevárselo al cielo (Quizás antes de que se contaminara) Gn. 5:22-24 “Y caminó Enoc con Dios, después que engendró a Matusalén, trescientos años, y engendró hijos e hijas. 23 Y fueron todos los días de Enoc trescientos sesenta y cinco años. 24 Caminó, pues, Enoc con Dios, y desapareció, porque le llevó Dios”

Después de este vino Noé, un hombre especial para Dios, donde Dios vino y habito por un periodo de tiempo Gn. 6:9 “Estas son las generaciones de Noé: Noé, varón justo, era perfecto en sus generaciones; con Dios caminó Noé”. Con Noé Dios hizo pacto Gn. 6:18 “Mas estableceré mi pacto contigo, y entrarás en el arca tú, tus hijos, tu mujer, y las mujeres de tus hijos contigo”. Aquí entro a jugar un papel muy importante toda la presencia de Dios sobre este varón, para que Noé le creyera a Dios sobre cosas que él nunca antes había visto, ni oído y hacer un barco de tales dimensiones, sin tener ni siquiera una canoa de muestra y tener que ir donde su esposa e hijos y nueras y contarles todo lo que Dios le había dicho y que ellos le creyeran y ayudaran, tuvo que Dios descender sobre ellos y con su Espíritu Santo llenarlos de tal manera que creyeran a todo y se pusieran a trabajar, recordemos que la construcción del Arca duro aproximadamente 100 años o más, tiempo en que la fe de este hombre y la de su familia fue probada y tiempo en el que Dios los tubo que llenar con su Espiritu para que no desmayaran…

 

Gloria a Dios, que bendición esta palabra para la iglesia, hasta aquí llegamos por hoy, el próximo domingo 7 de marzo seguimos con la segunda parte, amigo tu que nos sigues por la web, te es paramos…

 

 

Oro al Señor Dios Todopoderoso, para que esta enseñanza sea de mucha bendición para su vida y ministerio. Amén.

 

Roberto Peña Arias

Pastor

 

 

Febrero 23 de 2.010

 

 

QUE MANIFIESTA LA JUSTICIA DE DIOS

Y se manifestará la gloria de Jehová, y toda carne juntamente la verá; porque la boca de Jehová ha hablado.

Isaias 40:5

 

INTRODUCCION

La palabra MANIFESTAR viene del griego fanereoo y es igual a: Hacer visible, claro, manifiesto, conocido, declarar, destapar y revelar.

Esto es lo que quiere Dios, que cada uno de sus hijos, cada creyente, aprenda y conozca como El manifiesta su justicia sobre nosotros;  lo que vive cada creyente hoy día hace parte de la justicia perfecta de Dios, de ahí la importancia de saber cómo se manifiesta su justicia, así su justicia que es una de sus perfecciones se manifiesta en usted y en mi a través de:

 

LA REDENCIÓN.

Ro. 3:21-24

Pero ahora, aparte de la ley, se ha manifestado la justicia de Dios, testificada por la ley y por los profetas; 22 la justicia de Dios por medio de la fe en Jesucristo, para todos los que creen en él. Porque no hay diferencia, 23 por cuanto todos pecaron, y están destituidos de la gloria de Dios, 24 siendo justificados gratuitamente por su gracia, mediante la redención que es en Cristo Jesús, 

 

EL PERDÓN DE LOS PECADOS.

1 Jn. 1:9

Si confesamos nuestros pecados, él es fiel y justo para perdonar nuestros pecados, y limpiarnos de toda maldad. 

Sal. 32:5

Mi pecado te declaré, y no encubrí mi iniquidad. Dije: Confesaré mis transgresiones a Jehová; Y tú perdonaste la maldad de mi pecado.

 

SUS JUICIOS.

Gn. 18:25

Lejos de ti el hacer tal, que hagas morir al justo con el impío, y que sea el justo tratado como el impío; nunca tal hagas. El Juez de toda la tierra, ¿no ha de hacer lo que es justo? 

Neh. 9:33

Pero tú eres justo en todo lo que ha venido sobre nosotros; porque rectamente has hecho, mas nosotros hemos hecho lo malo. 

Jer. 11:20

Pero, oh Jehová de los ejércitos, que juzgas con justicia, que escudriñas la mente y el corazón, vea yo tu venganza de ellos; porque ante ti he expuesto mi causa. 

Ro. 2:2

Más sabemos que el juicio de Dios contra los que practican tales cosas es según verdad. 

 

EL CASTIGO DEL MALO

Ez. 18:4       

He aquí que todas las almas son mías; como el alma del padre, así el alma del hijo es mía; el alma que pecare, esa morirá. 

Sal. 129:4

Jehová es justo; Cortó las coyundas de los impíos.

Ro. 3:5-8

Y si nuestra injusticia hace resaltar la justicia de Dios, ¿qué diremos? ¿Será injusto Dios que da castigo? (Hablo como hombre.) 6 En ninguna manera; de otro modo, ¿cómo juzgaría Dios al mundo? 7 Pero si por mi mentira la verdad de Dios abundó para su gloria, ¿por qué aún soy juzgado como pecador? 8 ¿Y por qué no decir (como se nos calumnia, y como algunos, cuya condenación es justa, afirma que nosotros decimos): Hagamos males para que vengan bienes?

2Ts. 1:6

Porque es justo delante de Dios pagar con tribulación a los que os atribulan, 

 

EL JUICIO FINAL

Job 34:10-12

Por tanto, varones de inteligencia, oídme: Lejos esté de Dios la impiedad, 
Y del Omnipotente la iniquidad. 11 Porque él pagará al hombre según su obra, 
Y le retribuirá conforme a su camino. 12 Sí, por cierto, Dios no hará injusticia, 
Y el Omnipotente no pervertirá el derecho. 

Sal 9:8

El juzgará al mundo con justicia, Y a los pueblos con rectitud.

Sal 96:13

Delante de Jehová que vino; Porque vino a juzgar la tierra. Juzgará al mundo con justicia, Y a los pueblos con su verdad.

Hch. 17:31

Por cuanto ha establecido un día en el cual juzgará al mundo con justicia, por aquel varón a quien designó, dando fe a todos con haberle levantado de los muertos. 

 

DEBEMOS CELEBRAR LA MANIFESTACIÓN DE LA JUSTICIA DE DIOS

Sal 92:15

Para anunciar que Jehová mi fortaleza es recto, Y que en él no hay injusticia.

Sal 96:13

Delante de Jehová que vino; Porque vino a juzgar la tierra.
Juzgará al mundo con justicia, Y a los pueblos con su verdad.

Sal 99:3-4

Alaben tu nombre grande y temible; El es santo. 4 Y la gloria del rey ama el juicio;
Tú confirmas la rectitud; Tú has hecho en Jacob juicio y justicia.

 

 

 

Oro al Señor Dios Todopoderoso, para que esta enseñanza sea de mucha bendición para su vida y ministerio. Amén.

 

Roberto Peña Arias

Pastor

 

 

Febrero 21 de 2.010

 

NUESTRA RESTAURACIÓN

Estando persuadido de esto, que el que comenzó en vosotros la buena obra, la perfeccionará hasta el día de Jesucristo.

Filipenses 1:6

 

INTRODUCCION

La palabra restauración viene del griego apokathistemi, la cual se utiliza para hablar de restauración, del arreglo de  algo que estaba dañado y dejarlo como nuevo.

Como ejemplo podríamos hablar de la restauración de una casa, donde el propietario la manda a restaurar, para que se la dejen como nueva.

Podríamos decir que el propietario de la casa es Dios, el nos creo, nos formo.

El encargado  de la restauración no es uno serian dos, Jesucristo quien fue al Calvario por cada uno de nosotros y el precioso Espíritu Santo.

Los materiales para la restauración es la poderosa Palabra de Dios.

Al igual, la restauración de una casa tiene su trabajo, se piensa hacer algo y generalmente el arreglo se convierte n algo más grande y mayor, se pensaba hacer algo sencillo pero se termina restaurando la mitad de la edificación; así ocurre con los hombres, muchos se creen tan buenos que ellos piensan que no necesitan de Dios y al convertirse por la pura gracia del Señor, pensando que son muy buenos, comienza el trato del Señor y se dan cuenta de que el trato que necesitan es más grande que el de muchos que ellos pensaban si estaban mal, la obra es del Señor y es sobre cada uno de nosotros.

Materialmente hay restauraciones menores y mayores; en Dios el sabrá que hacer con cada uno de nosotros, lo mejor es que el nos quiere restaurar totalmente para poder llevarnos al cielo, pero para poder hacer Dios este trabajo nosotros debemos poner de parte nuestra, sin nuestra ayuda no habría restauración porque Dios no obliga a nadie, debe ser por voluntad propia, de allí la necesidad que cooperemos, de la siguiente manera:

 

1-. ACERQUÉMONOS A DIOS.

1P. 2:4 Acercándoos a él, piedra viva, desechada ciertamente por los hombres, mas para Dios escogida y preciosa. El es  la piedra para el fundamento verdadero.

Salmo 73:28 Pero en cuanto a mí, el acercarme a Dios es el bien; He puesto en Jehová el Señor mi esperanza, Para contar todas tus obras.

Isaías 29:13 Dice, pues, el Señor: Porque este pueblo se acerca a mí con su boca, y con sus labios me honra, pero su corazón está lejos de mí, y su temor de mí no es más que un mandamiento de hombres que les ha sido enseñado. Acerquémonos de verdad

Hebreos 4:16 Acerquémonos, pues, confiadamente al trono de la gracia, para alcanzar misericordia y hallar gracia para el oportuno socorro.

Hebreos 10:22 Acerquémonos con corazón sincero, en plena certidumbre de fe, purificados los corazones de mala conciencia, y lavados los cuerpos con agua pura.

 

2-. CONFESEMOS A CRISTO, ENTREGUÉMONOS A EL.

2Samuel 22:50 Por tanto, yo te confesaré entre las naciones, oh Jehová, 
Y cantaré a tu nombre.

Mateo 10:32 A cualquiera, pues, que me confiese delante de los hombres, yo también le confesaré delante de mi Padre que está en los cielos.

Romanos 10:9-10 Que si confesares con tu boca que Jesús es el Señor, y creyeres en tu corazón que Dios le levantó de los muertos, serás salvo. 
10:10 Porque con el corazón se cree para justicia, pero con la boca se confiesa para salvación. 

1Juan 4:15-16 Todo aquel que confiese que Jesús es el Hijo de Dios, Dios permanece en él, y él en Dios. 16 Y nosotros hemos conocido y creído el amor que Dios tiene para con nosotros. Dios es amor; y el que permanece en amor, permanece en Dios, y Dios en él. 

 

3-. DÉMOSLE AL SEÑOR NUESTRO CORAZÓN, PERO DE VERDAD.

Proverbios 23:26 Dame, hijo mío, tu corazón, Y miren tus ojos por mis caminos. 

Deuteronomio 4:29 Más si desde allí buscares a Jehová tu Dios, lo hallarás, si lo buscares de todo tu corazón y de toda tu alma. 

Deuteronomio 4:39 Aprende pues, hoy, y reflexiona en tu corazón que Jehová es Dios arriba en el cielo y abajo en la tierra, y no hay otro. 

Deuteronomio 6:5 Y amarás a Jehová tu Dios de todo tu corazón, y de toda tu alma, y con todas tus fuerzas. 

1Samuel 16:7 Y Jehová respondió a Samuel: No mires a su parecer, ni a lo grande de su estatura, porque yo lo desecho; porque Jehová no mira lo que mira el hombre; pues el hombre mira lo que está delante de sus ojos, pero Jehová mira el corazón. 

Salmo 32:5 Mi pecado te declaré, y no encubrí mi iniquidad. Dije: Confesaré mis transgresiones a Jehová; Y tú perdonaste la maldad de mi pecado.

Salmo 51:1-4 Ten piedad de mí, oh Dios, conforme a tu misericordia; Conforme a la multitud de tus piedades borra mis rebeliones. 2 Lávame más y más de mi maldad, Y límpiame de mi pecado. 3 Porque yo reconozco mis rebeliones, Y mi pecado está siempre delante de mí. 4 Contra ti, contra ti solo he pecado,
Y he hecho lo malo delante de tus ojos; Para que seas reconocido justo en tu palabra, Y tenido por puro en tu juicio.

 

Si nos acercamos a Él, entonces El se acercara a nosotros y su cercanía y presencia constante en nosotros va a producir unos cambios, su presencia nos va a restaurar, seremos como El quiere que seamos.

El nos restaura en todas las áreas, veamos algunas:

 

1-. EL SEÑOR RESTAURA NUESTRA VIDA.

Jn. 1:4-5 En él estaba la vida, y la vida era la luz de los hombres. 5 La luz en las tinieblas resplandece, y las tinieblas no prevalecieron contra ella. 

Jn. 1:12 Mas a todos los que le recibieron, a los que creen en su nombre, les dio potestad de ser hechos hijos de Dios.

Jn. 10:10 yo he venido para que tengan vida, y para que la tengan en abundancia. 

Jn. 5:25 De cierto, de cierto os digo: Viene la hora, y ahora es, cuando los muertos oirán la voz del Hijo de Dios; y los que la oyeren vivirán. 

Ef. 2:1 Y él os dio vida a vosotros, cuando estabais muertos en vuestros delitos y pecados.

Ef. 2:4-6 Pero Dios, que es rico en misericordia, por su gran amor con que nos amó,  5 aun estando nosotros muertos en pecados, nos dio vida juntamente con Cristo (por gracia sois salvos), 6 y juntamente con él nos resucitó, y asimismo nos hizo sentar en los lugares celestiales con Cristo Jesús, 

 

2-. EL SEÑOR RESTAURA NUESTRA COMUNIÓN CON EL.

Is. 59:2-3 Pero vuestras iniquidades han hecho división entre vosotros y vuestro Dios, y vuestros pecados han hecho ocultar de vosotros su rostro para no oír. 3 Porque vuestras manos están contaminadas de sangre, y vuestros dedos de iniquidad; vuestros labios pronuncian mentira, habla maldad vuestra lengua. 

Sal. 51:2 Lávame más y más de mi maldad, Y límpiame de mi pecado.

Jer. 33:8-9 Y los limpiaré de toda su maldad con que pecaron contra mí; y perdonaré todos sus pecados con que contra mí pecaron, y con que contra mí se rebelaron. 9 Y me será a mí por nombre de gozo, de alabanza y de gloria, entre todas las naciones de la tierra, que habrán oído todo el bien que yo les hago; y temerán y temblarán de todo el bien y de toda la paz que yo les haré. 

1Co. 1:9 Fiel es Dios, por el cual fuisteis llamados a la comunión con su Hijo Jesucristo nuestro Señor.

2Co. 13:14 La gracia del Señor Jesucristo, el amor de Dios, y la comunión del Espíritu Santo sean con todos vosotros. Amén.

 

3-. EL SEÑOR RESTAURA NUESTRA ESPERANZA Y ESTA CRECE.

1Co. 13:13 Y ahora permanecen la fe, la esperanza y el amor, estos tres; pero el mayor de ellos es el amor.

2R. 18:5-6 En Jehová Dios de Israel puso su esperanza; ni después ni antes de él hubo otro como él entre todos los reyes de Judá. 6 Porque siguió a Jehová, y no se apartó de él, sino que guardó los mandamientos que Jehová prescribió a Moisés. 

Sal. 40:1-3 Pacientemente esperé a Jehová, Y se inclinó a mí, y oyó mi clamor.
2 Y me hizo sacar del pozo de la desesperación, del lodo cenagoso; Puso mis pies sobre peña, y enderezó mis pasos. 3 Puso luego en mi boca cántico nuevo, alabanza a nuestro Dios. Verán esto muchos, y temerán,
Y confiarán en Jehová.

Sal. 91:2 Diré yo a Jehová: Esperanza mía, y castillo mío; Mi Dios, en quien confiaré. La gente habla de esperanza, pero la ponen en algo o una cosa, lo cual es un error; la esperanza debe ponerse en una persona, solo en Dios.

 

4-. EL SEÑOR RESTAURA NUESTRA CONFIANZA.

Jn. 16:33 Estas cosas os he hablado para que en mí tengáis paz. En el mundo tendréis aflicción; pero confiad, yo he vencido al mundo.

Esto tiene que ver con el ánimo.

Mt. 9:2 Y sucedió que le trajeron un paralítico, tendido sobre una cama; y al ver Jesús la fe de ellos, dijo al paralítico: Ten ánimo, hijo; tus pecados te son perdonados.

Mt. 9:22 Pero Jesús, volviéndose y mirándola, dijo: Ten ánimo, hija; tu fe te ha salvado. Y la mujer fue salva desde aquella hora.

Mr. 10:49 Entonces Jesús, deteniéndose, mandó llamarle; y llamaron al ciego, diciéndole: Ten confianza; levántate, te llama. 

 

5-. EL SEÑOR RESTAURA NUESTRA SALUD

3Jn. 2 Amado, yo deseo que tú seas prosperado en todas las cosas, y que tengas salud, así como prospera tu alma. 

Is. 53:4-5 Ciertamente llevó él nuestras enfermedades, y sufrió nuestros dolores; y nosotros le tuvimos por azotado, por herido de Dios y abatido. 
5 Mas él herido fue por nuestras rebeliones, molido por nuestros pecados; el castigo de nuestra paz fue sobre él, y por su llaga fuimos nosotros curados.

Jer. 33:6 He aquí que yo les traeré sanidad y medicina; y los curaré, y les revelaré abundancia de paz y de verdad. 

Hch. 3:16 Y por la fe en su nombre, a éste, que vosotros veis y conocéis, le ha confirmado su nombre; y la fe que es por él ha dado a éste está completa sanidad en presencia de todos vosotros. 

 

6-. El Señor Nos Restaura Totalmente, La Familia, La Economía, etc. Fil 1:6.

Estando persuadido de esto, que el que

Comenzó en vosotros la buena obra,

La perfeccionará hasta el día de Jesucristo.

 

Oro al Señor Dios Todopoderoso, para que esta enseñanza sea de mucha bendición para su vida y ministerio. Amén.

 

Roberto Peña Arias

Pastor

 

 

Febrero 14 de 2.010

 

JESÚS LO HIZO AYER Y

LO HACE HOY

 

Vino a Nazaret, donde se había criado; y en el día de reposo entró en la sinagoga, conforme a su costumbre, y se levantó a leer. 
Y se le dio el libro del profeta Isaías; y habiendo abierto el libro, halló el lugar donde estaba escrito: 
El Espíritu del Señor está sobre mí, Por cuanto me ha ungido para dar buenas nuevas a los pobres; Me ha enviado a sanar a los quebrantados de corazón; 
A pregonar libertad a los cautivos, Y vista a los ciegos; 
A poner en libertad a los oprimidos; A predicar el año agradable del Señor.
Y enrollando el libro, lo dio al ministro, y se sentó; y los ojos de todos en la sinagoga estaban fijos en él. 
Y comenzó a decirles: Hoy se ha cumplido esta Escritura delante de vosotros.

LUCAS 4: 16-21

 

INTRODUCCION

Jesús fue enviado por Dios el Padre, desde el cielo con unos propósitos claros y bien definidos, para que ejerciera sobre la tierra lo encomendado por el Padre; hoy, esos propósitos son nuestra bendición el dijo: El Espíritu del Señor está sobre mí, Por cuanto me ha ungido para dar buenas nuevas a los pobres; Me ha enviado a sanar a los quebrantados de corazón; A pregonar libertad a los cautivos, Y vista a los ciegos; A poner en libertad a los oprimidos; A predicar el año agradable del Señor. Recordemos que sus propósitos son seis:

1- Dar buenas nuevas a los pobres.

2- Sanar a los quebrantados de corazón.

3-Pregonar libertad a los cautivos.

4- Vista a los ciegos.

5- Libertad a los oprimidos.

6- Predicar el año agradable del Señor. (Estos se enseñaron el 31 dic-2009)

Estos propósitos de Jesús son nuestra bendición, porque El vino a hacer esto entre la humanidad y lo hizo, escrito está en la Palabra y lo sigue haciendo hoy entre nosotros y lo hará mañana con otros que vengan a creer en El, por esta razón podemos decir: EL LO HIZO AYER Y LO HACE HOY.

 

Que hizo ayer que hace hoy, miremos solo tres de sus grandes obras:

 

1- VINO A TRAER LIBERACIÓN.

Lucas 4:31-36 Descendió Jesús a Capernaum, ciudad de Galilea; y les enseñaba en los días de reposo. 32 Y se admiraban de su doctrina, porque su palabra era con autoridad. 33 Estaba en la sinagoga un hombre que tenía un espíritu de demonio inmundo, el cual exclamó a gran voz, 34 diciendo: Déjanos; ¿qué tienes con nosotros, Jesús nazareno? ¿Has venido para destruirnos? Yo te conozco quién eres, el Santo de Dios. 35 Y Jesús le reprendió, diciendo: Cállate, y sal de él. Entonces el demonio, derribándole en medio de ellos, salió de él, y no le hizo daño alguno. 36 Y estaban todos maravillados, y hablaban unos a otros, diciendo: ¿Qué palabra es esta, que con autoridad y poder manda a los espíritus inmundos, y salen?”

El señor Jesucristo es el controlador y el conquistador de Satanás, porque El tiene el poder sobre el maligno, lo venció en el Calvario y ayer El lo expulsaba de los cuerpos (v.33), vemos a este hombre que estaba en la sinagoga, en otras palabras iba a culto; los demonios saben que Jesús está por encima de ellos (v.34), El les manda y ellos tienen que obedecer (v.35). Hoy día Cristo Jesús lo hace de nuevo, porque nosotros nos levantamos en su nombre contra toda obra del maligno y este tiene que huir de nosotros y por quienes oramos, usemos este pasaje y levantémonos en el nombre del Señor para destruir toda obra del maligno y así todos seamos libres… oremos…

 

2- VINO A TRAER SANIDAD.

Lucas 5:12-16 12 Y por la mano de los apóstoles se hacían muchas señales y prodigios en el pueblo; y estaban todos unánimes en el pórtico de Salomón. 13 De los demás, ninguno se atrevía a juntarse con ellos; mas el pueblo los alababa grandemente. 14 Y los que creían en el Señor aumentaban más, gran número así de hombres como de mujeres; 15 tanto que sacaban los enfermos a las calles, y los ponían en camas y lechos, para que al pasar Pedro, a lo menos su sombra cayese sobre alguno de ellos. 16 Y aun de las ciudades vecinas muchos venían a Jerusalén, trayendo enfermos y atormentados de espíritus inmundos; y todos eran sanados.”

En este pasaje encontramos a un hombre que estaba literalmente lleno de lepra (llagas), pero el vino y se postro (humillo) (v. 12), debemos avergonzarnos de nuestros pecados, debemos anhelar ser limpios, no dudemos de los meritos de la gracia del Señor, su voluntad es esta (v. 13); y como gratitud sigamos estando cada día delante del Señor en la iglesia. (v. 14).


3- VINO A HACER MILAGROS

Lucas 9: 10-17 10 Vueltos los apóstoles, le contaron todo lo que habían hecho. Y tomándolos, se retiró aparte, a un lugar desierto de la ciudad llamada Betsaida. 11 Y cuando la gente lo supo, le siguió; y él les recibió, y les hablaba del reino de Dios, y sanaba a los que necesitaban ser curados. 12 Pero el día comenzaba a declinar; y acercándose los doce, le dijeron: Despide a la gente, para que vayan a las aldeas y campos de alrededor, y se alojen y encuentren alimentos; porque aquí estamos en lugar desierto. 13 El les dijo: Dadles vosotros de comer. Y dijeron ellos: No tenemos más que cinco panes y dos pescados, a no ser que vayamos nosotros a comprar alimentos para toda esta multitud. 14 Y eran como cinco mil hombres. Entonces dijo a sus discípulos: Hacedlos sentar en grupos, de cincuenta en cincuenta. 15 Así lo hicieron, haciéndolos sentar a todos. 16 Y tomando los cinco panes y los dos pescados, levantando los ojos al cielo, los bendijo, y los partió, y dio a sus discípulos para que los pusiesen delante de la gente. 17 Y comieron todos, y se saciaron; y recogieron lo que les sobró, doce cestas de pedazos.”

Este milagro es el único que aparece en los cuatro evangelios, fue muy impactante para los evangelistas, tanto que los cuatro lo registraron, pero aun fue más impactante su resurrección.

Quien sigue a Jesucristo, nunca se verá en necesidad por que El le provee y El sabe de qué cosas tenemos necesidad; Cristo es solidario con su pueblo, y compartió lo que tenia y había recibido de gracia (v. 13), quienes tienen poco que compartan ese poco y tendrán más, hay que dar lo que tenemos, no lo que nos sobra; dependamos de Dios como lo hizo Cristo Jesús, quien levanto los ojos al cielo, miro al que todo lo puede, de donde vendrá nuestro socorro (v. 16) y demos gracias al Señor Dios Todopoderoso. Que haga milagros en nosotros. Amén.

 

Oro al Señor Dios Todopoderoso, para que esta enseñanza sea de mucha bendición para su vida y ministerio. Amén.

 

ROBERTO PEÑA A.

PASTOR.

 

 

 

febrero 2,3, 9, 10, 16 y 17 de 2010.

 

NOTA:

Esta hermosa enseñanza acerca de la Justicia Divina, se dio en varios días, debido a que cada punto debía ser ampliamente explicado, desafortunadamente aquí no aparece todo lo que El Señor nos enseño, pero creo que con oración Dios te revelara y enseñara acerca de este tema, espero que lo que se aporta aquí sea de mucha bendición y edificación.

 

 

LA JUSTICIA DE DIOS

¿Será el hombre más justo que Dios? 
¿Será el varón más limpio que el que lo hizo? 

Job 4:17

 

INTRODUCCION

La palabra justicia viene del hebreo tsadaq que significa ser justo, recto, tener razón, ser justificado, ser justo; este término aparece 17 veces en el libro de Job, aquí Job y sus amigos y Dios mismo habla de la justicia y la Justicia Divina. En el Nuevo Testamento encontramos el termino griego dikaiosume que significa o tiene que ver con el carácter de ser justo y recto, el cual se usa para Dios (Ro. 3:5 Y si nuestra injusticia hace resaltar la justicia de Dios, ¿qué diremos? ¿Será injusto Dios que da castigo? (Hablo como hombre.)”, 25-26 25 a quien Dios puso como propiciación por medio de la fe en su sangre, para manifestar su justicia, a causa de haber pasado por alto, en su paciencia, los pecados pasados, 
3:26 con la mira de manifestar en este tiempo su justicia, a fin de que él sea el justo, y el que justifica al que es de la fe de Jesús.”
), esto nos habla de su justicia manifestada en la muerte de Cristo, la cual es suficiente para mostrar a los hombres que Dios no es indiferente al pecado, ni lo considera de manera ligera.

 

La Justicia De Dios Es Una De Sus Perfecciones:

Ex. 34:6-7 Y pasando Jehová por delante de él, proclamó: ¡Jehová! ¡Jehová! fuerte, misericordioso y piadoso; tardo para la ira, y grande en misericordia y verdad; 7 que guarda misericordia a millares, que perdona la iniquidad, la rebelión y el pecado, y que de ningún modo tendrá por inocente al malvado; que visita la iniquidad de los padres sobre los hijos y sobre los hijos de los hijos, hasta la tercera y cuarta generación. 

Nm. 14:18 Jehová, tardo para la ira y grande en misericordia, que perdona la iniquidad y la rebelión, aunque de ningún modo tendrá por inocente al culpable; que visita la maldad de los padres sobre los hijos hasta los terceros y hasta los cuartos. 

Moisés el siervo de Dios ante esto, intercede y le recuerda a Dios su justicia:

Dt. 32:3-4 Porque el nombre de Jehová proclamaré. Engrandeced a nuestro Dios. 4 El es la Roca, cuya obra es perfecta, Porque todos sus caminos son rectitud; Dios de verdad, y sin ninguna iniquidad en él; Es justo y recto. 

Sal. 7:9-10 Fenezca ahora la maldad de los inicuos, mas establece tú al justo;
Porque el Dios justo prueba la mente y el corazón. 10 Mi escudo está en Dios,
Que salva a los rectos de corazón.

Mas sin embargo no los destruye, por la obra redentora de Cristo:

Sal. 89:5-18 (14, 16)

Sal. 97:6-9 Los cielos anunciaron su justicia, Y todos los pueblos vieron su gloria. 7 Avergüéncense todos los que sirven a las imágenes de talla, Los que se glorían en los ídolos. Póstrense a él todos los dioses. 8 Oyó Sion, y se alegró; Y la hijas de Judá, Oh Jehová, se gozaron por tus juicios.9 Porque tú, Jehová, eres excelso sobre toda la tierra; Eres muy exaltado sobre todos los dioses.

Is. 45:20-25.

 

LA JUSTICIA DE DIOS ES DECLARADA

La Palabra de Dios declara su Justicia, la palabra declarada viene del verbo declarar que significa anunciar, hacer conocer, manifestar abiertamente, dar a conocer; así, la Palabra de Dios nos enseña y dice como es la justicia de Dios:

 

1- La Justicia De Dios Es IMPARCIAL.

La palabra IMPARCIAL significa que no es por partes, no favorece a unos y a otros no; Dios es justo. Dios no sacrifica su justicia a consideraciones personales. Dice la Biblia: Job 34:12, Job 34:23, Jer. 32:19, 1P. 1:17, Hch. 10:34, Ro. 2:11.

 

2- La Justicia De Dios Es SIN ACEPCION De Personas.

La palabra ACEPCION viene del griego prosopolemsia y significa: que es el delito de uno, que siendo responsable de emitir un juicio, muestra respeto hacia la posición, rango, popularidad o circunstancias de los hombres, en lugar de examinar sus condiciones intrínsecas, prefiriendo a los ricos y poderosos, por los que no lo son; Lv. 19:15 se hace lo mismo pero con los pobres, se favorece al pobre por ser pobre, pervirtiendo los meritos intrínsecos del caso, la Biblia cita lo siguiente al respecto: Dt. 10:17, 2Cr. 19:7, Job 34:19, Hch. 10:34-35, Ro. 2:11, Ga. 2:6, Ef. 6:9, Col. 3:25, 1P. 1:17.

 

3- La Justicia De Dios Es INCORRUPTIBLE.

La palabra INCORRUPTIBLE viene del griego afthartos y significa: que no está sujeto a corrupción, que no se corrompe, que no se pervierte. La Biblia dice:

Dt. 10:17-18, 2Cr. 19:7 (Cohecho es igual a Soborno), Dt. 16:19, Tito 1:7, Ro. 1:23, 1Tm. 1:17, 6:15-16.

 

4- La Justicia De Dios Es INFALIBLE.

La palabra INFALIBLE significa que no puede engañar, seguro, es algo cierto.

La Palabra de Dios dice: Ex. 34:7, Sof. 3:5; el hombre hace lo malo e inculpa a Dios Miq. 3:11-12, Dt. 32:4.

 

5- La Justicia De Dios Es INMUTABLE E INALTERABLE.

La palabra INMUTABLE viene del grupo ametathetos significa que nunca cambia y nada la hace variar He. 6:17-18; sigue citando la Biblia Gn. 18:25, Job 8:3, 34:12, Sal. 89:14.

 

6- La Justicia De Dios Es INCOMPARABLE

INCOMPARABLE significa que no puede compararse, es algo sobrenatural, sin comparación. La Palabra cita: Job 4:17, Sal. 111:7-8, Ro. 3: 21-26.

7- Jehová No Tiene Al Culpable Por Inocente.

Ex. 34:17, Nm. 14:8, Jer. 30:11, 46:28 y Nah. 1:3.

 

Oro al Señor Dios Todopoderoso, para que esta enseñanza sea de mucha bendición para su vida y ministerio. Amén.

 

ROBERTO PEÑA A.

PASTOR.

 

 

 

Febrero 7 de 2.010

 

 

NO A LA TENTACION,

SI AL TEMOR DE DIOS

1 Los proverbios de Salomón, hijo de David, rey de Israel. 
2 Para entender sabiduría y doctrina, Para conocer razones prudentes, 
3 Para recibir el consejo de prudencia, Justicia, juicio y equidad; 
4 Para dar sagacidad a los simples, Y a los jóvenes inteligencia y cordura. 
5 Oirá el sabio, y aumentará el saber, Y el entendido adquirirá consejo, 
6 Para entender proverbio y declaración, Palabras de sabios, y sus dichos profundos. 
7 El principio de la sabiduría es el temor de Jehová; Los insensatos desprecian la sabiduría y la enseñanza. 
8 Oye, hijo mío, la instrucción de tu padre, Y no desprecies la dirección de tu madre; 
9 Porque adorno de gracia serán a tu cabeza, Y collares a tu cuello. 
Proverbios 1: 1-9

 

 

INTRODUCCION

Hoy hablaremos de una precaución necesaria para la iglesia de Cristo, acerca de las malas compañías, no solamente para los jóvenes, si no, para toda la iglesia, desde el más pequeño hasta el más grande; y terminaremos hablando del peligro de no atender o prestar oído al llamado de Dios.

Hay un ambiente que rodea a cada cristiano y este puede llevarnos a pecar; hablaremos del ambiente social, que es donde se encuentran muchos y muchas con toda clase de relaciones, donde muchos son invitados a disfrutar de los placeres pecaminosos.

Es aquí donde Dios nos llama a estar dispuestos si es necesario a quedarnos solos, con tal de no pecar contra Dios, con el cual si debemos estrechar cada día más nuestra relación.

El camino de la transigencia y del placer pecaminoso, conducen a la congoja, angustia, calamidad y destrucción. Desafortunadamente muchos cristianos ya han experimentado esto, mas sin embargo se sigue con vida y es donde Dios hoy nos advierte a través de esta palabra y su Palabra que es viva y eficaz.

 

 

1-. Que quieren hacernos los pecadores o malas compañías:

 

a- Engañar. (v.10 Hijo mío, si los pecadores te quisieren engañar, No consientas.)

b- Derramar sangre. (v.11 Si dijeren: Ven con nosotros; Pongamos asechanzas para derramar sangre, Acechemos sin motivo al inocente)

c- Dañar al inocente. (v.11b-12 Si dijeren: Ven con nosotros; Pongamos asechanzas para derramar sangre, Acechemos sin motivo al inocente; 1:12 Los tragaremos vivos como el Seol, Y enteros, como los que caen en un abismo)

d- Robar. (v.13 Hallaremos riquezas de toda clase, Llenaremos nuestras casas de despojos)

e- Invitara poco a poco a hacer el mal. (v14 Echa tu suerte entre nosotros; Tengamos todos una bolsa)

f- Andan de mal en peor. (v.16 Porque sus pies corren hacia el mal, Y van presurosos a derramar sangre. Porque sus pies corren hacia el mal, Y van presurosos a derramar sangre.)

g- Se hacen daño así mismos. (v.18 Pero ellos a su propia sangre ponen asechanzas, Y a sus almas tienden lazo.)

k- Son codiciosos y morirán perdidos. (v.19 Tales son las sendas de todo el que es dado a la codicia, La cual quita la vida de sus poseedores.)

 

2-. Dios nos deja ver cuán peligroso es no prestar oído al llamamiento que nos hace a través de su Palabra:

a- Dios nos llama por medio de la sabiduría, la cual clama en las calles. (v.20-21 La sabiduría clama en las calles, Alza su voz en las plazas; 1:21 Clama en los principales lugares de reunión; En las entradas de las puertas de la ciudad dice sus razones.)

La sabiduría de Dios es infinita y multiforme (Efesios 3:10 para que la multiforme sabiduría de Dios sea ahora dada a conocer por medio de la iglesia a los principados y potestades en los lugares celestiales.), ósea, Dios habla a los hombres por medio de todas las formas de sabiduría: El entendimiento humano (la luz, la ley de la naturaleza, los poderes y facultades de la razón y el oficio de la conciencia (Job 38:36 ¿Quién puso la sabiduría en el corazón? ¿O quién dio al espíritu inteligencia?).

La revelación divina es sabiduría (todos sus dictados, todas sus leyes, las escrituras de sus siervos los profetas y todos los ministros de su Palabra (Eclesiastés 12:11 Las palabras de los sabios son como aguijones; y como clavos hincados son las de los maestros de las congregaciones, dadas por un Pastor.).

Cristo es la sabiduría, El es el centro de la revelación divina, el Verbo divino, la Palabra eterna, etc.

Clama en las calles para que todos los que tienen oídos oigan, Dios desea ser oído bien y por todos 1Timoteo 2:4 el cual quiere que todos los hombres sean salvos y vengan al conocimiento de la verdad.

b- Dios reprende a los pecadores por su necedad y por su obstinación. (v.22 ¿Hasta cuándo, oh simples, amaréis la simpleza, Y los burladores desearán el burlar, 
Y los insensatos aborrecerán la ciencia? 
).

c- Les invita a arrepentirse y volverse sabios. (v.23 Volveos a mi reprensión; 
He aquí yo derramaré mi espíritu sobre vosotros, Y os haré saber mis palabras.
 ), Lucas 15:17 Y volviendo en sí, dijo: ¡Cuántos jornaleros en casa de mi padre tienen abundancia de pan, y yo aquí perezco de hambre!; volveos a Dios y viviréis Joel 2:28 Y después de esto derramaré mi Espíritu sobre toda carne, y profetizarán vuestros hijos y vuestras hijas; vuestros ancianos soñarán sueños, y vuestros jóvenes verán visiones; su Espíritu Santo nos gobernara. (v.23 Volveos a mi reprensión; He aquí yo derramaré mi espíritu sobre vosotros, Y os haré saber mis palabras. ).

d- A los que continúan obstinados y rehúsan los medios de gracia, se les lee la sentencia. (v. 24-32)

- El Crimen es: Rechazar el ofrecimiento de la gracia y rehusar someterse a las condiciones del evangelio; lo que les habría salvado de la ley del pecado.

- Dios les dio la oportunidad. (v.24 Por cuanto llamé, y no quisisteis oír, 
Extendí mi mano, y no hubo quien atendiese.
)

- Les hablo y no le oyeron. (v.25 Sino que desechasteis todo consejo mío 
Y mi reprensión no quisisteis, 
, 30 Ni quisieron mi consejo, Y menospreciaron toda reprensión mía.)

- No aceptaron el señorío de Cristo, de Dios y la razón de la Palabra. (v.29 Por cuanto aborrecieron la sabiduría, Y no escogieron el temor de Jehová.)

- Les llegara la desgracia. (v.26 También yo me reiré en vuestra calamidad, 
Y me burlaré cuando os viniere lo que teméis.
) y será como un torbellino.

- Les pasara como aquellas vírgenes insensatas (Mateo 25:10-13). No aprovecharon la oportunidad de llenarse del Espíritu Santo (Proverbios 1:26-28 También yo me reiré en vuestra calamidad, Y me burlaré cuando os viniere lo que teméis; 1:27 Cuando viniere como una destrucción lo que teméis, Y vuestra calamidad llegare como un torbellino; Cuando sobre vosotros viniere tribulación y angustia. 1:28 Entonces me llamarán, y no responderé; Me buscarán de mañana, y no me hallarán. ) esta es la consecuencia de la desobediencia, comerán sus frutos podridos ellos mismos.

 

e- Conclusión:

            Los que se sometan a las instrucciones de la sabiduría disfrutaran de paz y de tranquilidad, estarán bajo protección especial del cielo (v.33 Mas el que me oyere, habitará confiadamente Y vivirá tranquilo, sin temor del mal.); nada les hará daño, serán libres de la desgracia, el cielo los (nos) espera. Amén.

 

 

Oro al Señor Dios Todopoderoso, para que esta enseñanza sea de mucha bendición para su vida y ministerio. Amén.

 

ROBERTO PEÑA A.

PASTOR.